Serie de 300 unidades

Si el anterior Giulietta hacía volver la cabeza por lo coqueto de sus líneas y la exuberancia de su conductora, ésta versión monoposto de carreras ( Mil Millas del año 1.956 ) seguro que hará las delicias de los más intrépidos que se atrevan a sacarle el máximo partido en circuitos retorcidos. Su menor peso ( 84 gr. frente a los 108 que pesaba el modelo de la señorita ) debido a una estudiada cura de adelgazamiento tanto en su carrocería como en la piezas de metal blanco, así como en diseño de un nuevo chasis, le hace moverse con una agilidad proverbial. Por último, la adopción de un piloto de carreras le confiere una nueva imagen más "racing".


Modelo AGOTADO.

 

Referencia Anterior Referencia Siguiente