Serie de 500 unidades

En toda la historia del automovilismo deportivo mundial ningún coche puede vanagloriarse de llevar el nombre del mítico piloto, Tazio Nuvolari, excepto este Cisitalia 202 SMM, con el que logró una de sus mayores gestas en las Mille Miglia de 1947.

Con la segunda contienda mundial terminada apenas dos años antes, Italia comenzaba su resurgimiento y nada mejor que retomar la organización de la ya mítica carrera como símbolo de recuperación tecnológica tras la devastación de la guerra. El 202 SMM era una pequeña barqueta dotada de un rígido chasis tubular, siendo propulsado por un motor FIAT 1100, todo ello recubierto por una aerodinámica carrocería de aluminio diseñada por Giovanni Savonuzzi, cuyas extrañas aletas traseras eran el sello más característico de este automóvil.

Imaginamos al bravo Tazio Nuvolari, con su ya avanzada enfermedad, soportando el tremendo temporal que los participantes tuvieron que sufrir durante los últimos 300 Kms de la prueba y que hizo naufragar a muchos de ellos. Descartados los potentes Maserati y Ferrari que lideraban la carrera, la lucha se centró entre los pequeños 1.100 FIAT y Cisitalia, y el solitario Alfa Romeo de Biondetti/Romano, que los doblaba en potencia, cilindrada… y peso. Pero en el retorno a Brescia el Alfa sufrió un pinchazo y en el paso de la Futa tuvieron problemas con el cambio. Gracias a todo ello, Nuvolari consiguió ponerse en cabeza con su pequeño pero efectivo Cisitalia. Sin embargo, como otra tantas veces en su carrera, Tazio tuvo que enfrentarse con la adversidad. A consecuencia del aguacero al Cisitalia le entraba agua por todas partes y ocurrió lo que los ocupantes temían: la tapa del delco se mojó. Carena, el copiloto mecánico, tardó más de 15 minutos en secarla y conseguir que el pequeño cuatro cilindros volviera a arrancar. Debido a esto, Biondetti volvió a retomar la cabeza de la prueba y entró vencedor en la meta de Brescia seguido a 16 minutos de Nuvolari, y de otros dos Cisitalias.

No consiguieron la victoria pero sí la gloria. Para celebrarlo, Dusio apodó oficialmente "Nuvolari" a la barqueta 202 SMM.

Estos han sido motivos más que suficientes para que en Slot Classic nos fijaramos en el modelo… y en el personaje. Disfrutadlo.

AGOTADO
 

 

Referencia Anterior